Home > Cine > Tostón soporífero perfecto para los estudiosos del formalismo

Tostón soporífero perfecto para los estudiosos del formalismo

Ficha técnica

Amar Beber Cantar (2014) - Alain Resnais - Germán Esteban EspinosaTítulo: Amar, beber y cantar

Director: Alain Resnais

Guión: Laurent Herbiet, Alain Resnais, Jean-Marie Besset (obra teatral de Alan Ayckbourn)

Producción: Jean-Louis Livi

Dirección de fotografía: Dominique Bouilleret

Reparto: Sabine Azéma (Kathryn); Sandrine Kiberlain (Mónica); Caroline Sihol (Tamara); André Dissollier (Simeon); Hipolyte Girardot (Colin); Michel Vuillermoz (Jack); Alba Gaia Kraghede Bellugi (Tilly)

Duración: 108 minutos

País: Francia

Año: 2014

Distribuye: Good Films

Germán Esteban Espinosa


Estamos ante la última película de Alain Resnais, uno de los miembros fundadores de la Nouvelle Vague junto a la mayoría de los responsables de Cahiers du cinema a finales de los años 50 (Éric Rohmer, Godard, Truffaut, Rivette). Ha demostrado ser un apasionado del cine, pues la presente película se estrenó prácticamente coincidiendo con la defunción del maestro a sus 92 años.

En esta ocasión, quizá recordando las enseñanzas del tristemente fallecido André Bazin, el director optó por experimentar con los límites discursivos y las esencias semióticas del cine y del teatro. Sin entrar a valorar su originalidad o falta de ella por no haber visto los ejemplos que el citado crítico francés expone en su ¿Qué es el cine?, lo cierto es que la presente película resulta formalmente sorprendente, pues es la obra que mejor fusiona el teatro y el cine en un nivel no puramente visual, sino esencial.

El cine se mueve en el discurso fundamental de la narración. En una película, aunque solo veamos una escena delimitada por los bordes de la cámara o la pantalla, entendemos que más allá existe todo un mundo imaginario en el que habitan los personajes u objetos que aparecen encuadrados en este momento. Sin embargo, en el teatro no pasa eso. Aunque le echemos imaginación, el teatro es centrípeto: la realidad ficcional se suele limitar al escenario o, en el teatro contemporáneo, a todo el espacio físico del teatro o la calle.

Amar Beber Cantar (2014) - Alain Resnais - pareja - Germán Esteban Espinosa

En el Séptimo Arte, no vemos a actores, sino a personajes. Por ello establecemos con los actantes ficcionales una relación de empatía que nos lleva a sentir sus emociones y sentimientos como si fueran nuestros. En teatro, sin embargo, vemos a actores actuar como personajes, por lo que establecemos con ellos vínculos de camaradería, con lo que hay ciertas bromas y modos de actuar que en teatro provocan la carcajada mientras que en cine resultan ridículas. Por eso también es difícil hacer teatro de terror o escenas eróticas, porque el público no se sentirá como si fuera el personaje, sino que mirará al actor y sentirá curiosidad por él, o incluso envidia.

El argumento en el cine, definido en su guión, avanza mediante la acción. También hay diálogo, por supuesto, y en ocasiones muy importante, pero este diálogo tiende a estar al servicio del desarrollo de la acción, porque el cine es esencialmente un discurso audiovisual, por lo que muchas informaciones pueden ser captadas sin necesidad de usar un diálogo explicativo. En el arte dramático, sin embargo, el diálogo es el vehículo del argumento, el que define gran parte de las situaciones, los vínculos y los conflictos.

El cine, aunque se piense lo contrario por tener guión, actores, director, escenografía, etc., no se basa en el discurso teatral, sino en el de la novela narrativa. Por eso siempre que se quiere hacer teatro en cine, el resultado suele oscilar entre el teatro grabado y el cine con decorado de teatro. En pocas ocasiones se llega a un punto de fusión en el que ambos discursos cohabiten a la perfección. En España tenemos un caso que, pese a balancearse más hacia la esencia cinematográfica, contiene numerosos elementos de la esencia teatral: la genial La venganza de Don Mendo (1962), de Fernando Fernán Gómez.

Amar Beber Cantar (2014) - Alain Resnais - amigas - Germán Esteban Espinosa

La despedida cinematográfica de Resnais consigue llegar a un equilibrio entre ambos discursos, que la convierte en un objeto de estudio muy interesante desde un punto de vista formalista o semiótico, pero que a la vez hace que resulte un tostón infumable para la mayoría de los espectadores. Consigue que durante buena parte del metraje se establezca una especie de relación de camaradería con los actores, que muy de vez en cuando se sustituye por una empatía hacia los personajes.

Logra la difícil tarea de convertir en centrípeto el encuadre cinematográfico, reduciendo la existencia de lo que sucede fuera de campo (fuera del plano) a los límites del escenario teatral impuesto. Para llegar a esto parte de un tráveling cinematográfico de un edificio real, que luego sustituye por un tráveling hacia el dibujo de ese mismo edificio, para finalmente mostrar a los actores en un escenario decorado de manera que parezca el edificio previamente retratado.

Las coletillas y repeticiones de dos de los personajes masculinos pierden toda la gracia y resultan sobreactuadas porque están pensadas para ser realizadas sobre el escenario, aludiendo a la camaradería con el público, pero pierden toda su comicidad sobre la pantalla del cine. La posición de los actores, que buscan en todo momento estar mirando hacia nosotros, es algo normal en teatro para mejorar tanto la proyección oral como para denotar mejor su expresión facial; pero en cine queda injustificado, lo que hace que el espectador salga de la pantalla y contemple la película no desde dentro, sino desde la distancia de la butaca.

Amar Beber Cantar (2014) - Alain Resnais - cotorras - Germán Esteban Espinosa

El exceso de diálogo también resulta cargante, porque se empeña, como en el teatro, en suplir las carencias del fuera de campo. Estas carencias son sustituidas en la película del mismo modo que en las tablas, mediante efectos de sonido claramente falsos y diálogos deícticos de los personajes encuadrados, que sitúan en ese fuera de campo los personajes y elementos que no vemos porque en realidad no existen.

EL director ha cuidado que incluso la planificación de la cinta, los planos que se muestran, sigan la misma lógica que la atención de un espectador ideal, con lo que cuando un personaje se separe del resto para hacer un aparte, la cámara lo seguirá. Cuando una situación deje de tener interés, el encuadre pasará de primer plano a un plano abierto.

Amar Beber Cantar (2014) - Alain Resnais - beso - Germán Esteban Espinosa

La iluminación funciona exactamente igual que en teatro, lo que consigue de nuevo que el espectador se salga del argumento y se fije únicamente en la construcción formal de la película: cuando hay una pelea, se abre un foco de luz roja concentrado sobre las contendientes mientras suena una música funesta, que desaparece igual de rápido cuando las luchadoras deciden hacer las paces.

Resnais se despide de la vida y del mundo del séptimo arte proponiéndonos un ensayo sobre las esencias y límites discursivos del cine y el teatro, mediante una obra bastante interesante para los estudiosos y los interesados en este aspecto, pero que resulta bastante tediosa, aburrida, sin ritmo y desesperantemente insulsa para todos los que busquen cine y no análisis formal.

Dato cinéfilo

Para profundizar en las relaciones entre cine y novela se puede acudir a la interesante pero complicada obra de Christian Metz.

https://www.youtube.com/watch?v=CNaHH7B7FtA

Continúa el camino...
assassins creed
Assassin’s Creed: tan mala que parece una parodia del videojuego
Superman Tierra Uno Vol 2. Brillos y efectos espectaculares
Superman Tierra uno Vol 1: La actualización del mito
Ahora me ves 2
Ahora me ves 2: Magia y diversión aseguradas de nuevo

Deja un comentario

Este sitio emplea cookies propias y de terceros para mejorar su calidad. Si continúa navegando o utiliza el scroll de navegación vertical, aceptará implícitamente el uso de Cookies. Puede consultar más datos en nuestra Política de Cookies

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar