Home > Cine > Rueda de prensa con François Ozon

Rueda de prensa con François Ozon

Rueda de prensa - François Ozon - Cines Golem - Madrid - 2014 - Clara Reynés

Clara Reynés

François Ozon llegó a los Cines Golem acompañado de su traductora. Primero se colocó al lado del cartel de su última película, dando tiempo a los fotógrafos para sacar algunas instantáneas; después entramos en la sala de prensa.

La rueda de prensa fue amena. A cada pregunta realizada, la traductora (responsable también de los subtítulos del filme) establecía una pequeña conversación en la que le detallaba a Ozon lo preguntado. Las respuestas de éste eran a veces tan extensas y sinceras que la responsable de traducirlas necesitó en alguna ocasión preguntar de nuevo a Ozon para retomar el hilo de sus pensamientos.

Se plantearon cuestiones bastante interesantes, y las respuestas de Ozon fueron consecuentes con las preguntas enunciadas. Nos contó que, si bien se había propuesto que el protagonismo del largometraje fuera a parar en manos de un personaje masculino, finalmente declinó esta idea: no sólo por el doble conflicto que ello acarrearía (a la prostitución habría que sumarle la homosexualidad, y esto podría significar un frente de conflictos demasiado amplio), sino también porque descubrió que el carácter de su protagonista y de la historia que quería contar debía ser femenino.

Rueda de prensa - François Ozon - Cines Golem - Madrid - 2014 - Traductora - Clara Reynés

Nos habló de su ilusión por volver a trabajar con actores jóvenes, de Françoise Hardy, de Rimbaud, de la cultura francesa que impregna todo el metraje;  mencionó su opinión sobre la regulación de la prostitución en Francia, y declaró que encontraba más lógico castigar al proxeneta que a las prostitutas. Compartió su rechazo a emitir juicios de valor en sus obras, y su necesidad única de reproducir el aspecto humano. Nos comentó que una de las ideas centrales del filme fue contradecir la falsa feliz adolescencia que se plasma habitualmente en el mundo del cine; nos confesó que la suya no fue, quizá, una adolescencia fácil, ni una época a la que deseara volver. Se mostró paciente y accesible, y evidenció que su personalidad responde a sus obras: alguien que se plantea muchas preguntas sin intentar dar con la respuesta correcta. Una persona que de lo único de lo que está seguro es de que no existe una sola respuesta a sus interrogantes.

En definitiva, fue toda una delicia poder oír hablar a este autor sobre su obra y sus impresiones, sobre todo teniendo en cuenta las grandes películas que ha hecho, como 8 mujeres, En la casa, o esta última y muy recomendable Joven y bonita.

RESEÑA DE LA PELÍCULA EN HOMBRE EN CAMINO

Continúa el camino...
Entrevista a Francesca Archibugi
Una de sustos
Lazos de sangre, un buen remake
“Cautivos”, una piedra sin pulir

Deja un comentario

Este sitio emplea cookies propias y de terceros para mejorar su calidad. Si continúa navegando o utiliza el scroll de navegación vertical, aceptará implícitamente el uso de Cookies. Puede consultar más datos en nuestra Política de Cookies

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar