Home > Cine > Nolan, el pintor de batallas

Nolan, el pintor de batallas

Ficha técnica

Título: Dunkerque

Año: 2017

País: Estados Unidos

Director: Christopher Nolan

Guion: Christopher Nolan

Producción: Warner Bros

Fotografía: Hoyte van Hoytema

Música: Hans Zimmer

Reparto: Fionn Whitehead, Harry Styles, Cillian Murphy, Kenneth Branagh, Mark Rylance, Tom Hardy, James Darcy

Duración: 107 minutos

 

Jorge Velasco Fernández
@JorgeVF88


El décimo trabajo del director y guionista británico Christopher Nolan nos situa en la II Guerra Mundial, en el año 1940, en la región francesa de Dunkerque. Allí, en una playa con vistas a Reino Unido, el ejército aliado es asediado por las tropas alemanas que les van comiendo terreno poco a poco. Bajo esta simple premisa, Nolan ha recreado lo angustioso de una guerra y la visión de desencanto de los jóvenes que acudieron para defender a sus patrias. En este sentido son muy importantes los protagonistas, un joven británico interpretado por Fionn Whitehead y su compañero silencioso francés, Aneurin Barnard. Estos jóvenes han sido muy bien secundados por actores de peso como Cilliian Murphy, Tom Hardy, Kenneth Branagh y Mark Rylance. Aunque, sin duda, el mayor descubrimiento ha sido el de Harry Styles, el cantante británico que formó parte de la boy band One Direction, quien salta al cine demostrando que tiene maneras para el séptimo arte.

NolanPero no sería justo decir que la película tiene protagonistas fijos. Nolan sitúa la batalla en tres aspectos muy a tener en cuenta: la parte aérea, donde Tom Hardy es el amo y señor de los cielos; la parte de la playa, donde Branagh y Darcy no dejan de poner caras de miedo mirando al cielo nublando de Dunkerque; y la naval, donde aparece Mark Rylance y su barquita salvadora de británicos hundidos como los protagonistas arriba mencionados.

Todas estas partes conforman el filme y dan un nuevo giro a las películas bélicas. Siempre se ha presentado una guerra desde el plano del tiroteo, pero poco se ha innovado. Podríamos decir que ya este género estaba de capa caída porque cada fotografía y escenografía son muy parecidas. Sin embargo, el director británico, amante del arte y los efectos especiales, ha sabido dar en el centro de la diana con su nueva propuesta. Una propuesta mucho más visual. Aquí el guion no importa tanto como la escenografía, la fotografía, la música. Incluso las actuaciones pasan a un segundo plano. Nolan consigue que no nos identifiquemos con los personajes pero sí que podamos sentir su angustia y sufrimiento, sus miedos, sus odios, su tranquilidad…

No es importante lo que se digan los personajes, sólo lo que sienten, lo que están viviendo.

NolanDunkerque se ha convertido en la consolidación del cineasta como un excelente creador de gozo visual. Si ya en anteriores trabajos como la trilogía del Caballero Oscuro, Origen, Interestellar o El Truco Final nos sorprendía visualmente, ahora se supera. Nolan es un pintor de batallas sensacional, aunque sería más correcto decir que es un excelente pintor de cualquier realidad que pase por su mente. En esta línea cabe destacar que muchos planos tienen correlación con grandes obras de arte como el Caminante frente al mar de niebla de Friedrich, que se puede intuir con cierta facilidad. Aunque cada plano es una obra de arte en sí misma. Por otro lado, vuelven a ser llamativas las apariciones de Cillian Murphy como hombre misterioso (ya costumbre en todos los filmes de Nolan) y la ya habitual cara tapada de Tom Hardy. Todo ello sigue alimentando el culto hacia Nolan con estos detalles.

El siguiente punto es el guion: muchos han mencionado que la película tiene diálogos minimalistas, pero no se engañen, eso es pura poesía, como dirían los clásicos. Nolan no ha hecho eso, el diálogo es básico, porque no es importante lo que se digan los personajes, sólo es importante lo que sienten, lo que están viviendo y eso lo logra transmitir con cada plano acompañado de una estruendosa música de Hans Zimmer.

La música es fundamental en la película. La pregunta es si sólo debe escucharse como acompañante del filme o si verdaderamente podría ser considerada como una obra de arte al margen.

La música es muy importante en la película, pero la pregunta que debería lanzarse al señor Zimmer es si su música sólo debe escucharse como acompañante del filme o si verdaderamente podría ser considerada como una obra de arte al margen de la obra de Nolan. Personalmente me costaría verlo de este segundo modo. La música está diseñada para crear en el espectador el sentimiento de que está asistiendo a un clímax constante en la película. Solamente hay que ver el inicio en los tres frentes tierra, mar y aire para darse cuenta que con ese inicio in media res y la música ya en su zenit, el espectador no tiene tiempo de asimilar presentaciones y debe salir corriendo junto al resto de actores para salvar su cuello del bombardeo nazi.

Sin artificios del famoso –y no sabemos hasta qué punto desastroso– 3D, Nolan ha creado una atracción digna de cualquier parque temático. Y por ello es brillante. Por que lo que se propone lo consigue. El espectador sale exhausto, con claustrofobia del espigón y la línea repleta de hombres en el muelle, agobiado del hundimiento, y aturdido del bombardeo en la playa. Y con la esperanza de que Tom Hardy se cargue a todo bombardero alemán desde el aire. El ritmo es frenético y, por ello, la duración de la película no sobrepasa la hora y cuarenta minutos. Más tiempo podría haber sido contraproducente y generaría ya desencanto y pesadez. Por ello la obra de Nolan es redonda, todo está muy medido. Sería una lástima no encontrar a esta película como una de las mejores del año, sólo con nominaciones menores. Si tienen la oportunidad, no pierdan el lujo visual de ver Dunkerque.

Nolan

Continúa el camino...
Poldark, un caballo ganador
«Le Redoutable». Cuando Godard mató a Godard
Trece razones que apelan al sentimiento y no a la cordura
Hiddleston, el Infiltrado en casa de Laurie

Deja un comentario

Este sitio emplea cookies propias y de terceros para mejorar su calidad. Si continúa navegando o utiliza el scroll de navegación vertical, aceptará implícitamente el uso de Cookies. Puede consultar más datos en nuestra Política de Cookies

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar