Home > Cine > ¿Libertad y caos o perfección y esclavitud?

¿Libertad y caos o perfección y esclavitud?

[tabs titles=”Ficha técnica”][tab]
Trascendence (2014) - Wally Pfister - Germán Esteban Espinosa

Título: Trascendence

Director: Wally Pfister

Guión: Jack Paglen

Producción: Kate Cohen, Broderick Johnson, Andrew A, Kosove, Annie Marter, Marisa Polvino, Aaron Ryder

Dirección de fotografía: Jess Hall

Banda sonora: Mychael Danna

Reparto: Johnny Depp (Will Caster); Rebecca Hall (Evelyn Caster); Paul Bettany (Max Waters); Cillian Murphy (Agente Buchanan); Kate Mara (Brae); Morgan Freeman (Joseph Tagger); Clifton Collins Jr. (Martin).

Duración: 115 minutos

País: Reino Unido, Estados Unidos, China

Año: 2014

Distribuye: eOne

[/tab][/tabs]

Germán Esteban Espinosa

Más filosófica que entretenida, más seria que divertida y más profunda que superficial. Estas tres comparaciones definen la esencia de esta sorprendente película. Trascendence es un largometraje que invita a la reflexión sobre la inteligencia artificial y los límites que separan y definen lo humano (si es que existe realmente un elemento humano distinguible) y lo artificial. ¿Cómo podemos saber que una persona es humana y no una máquina? ¿Podríamos nosotros mismos demostrar que somos humanos, que poseemos una autoconciencia no programada por otro ser?

Esta reflexión la explica en tono de humor, de manera magistral, el pequeño robot de la fantástica Un amigo para Frank (2012), estrenada el año pasado en España y protagonizada por Frank Langella y Susan Sarandon. En la película que nos concierne, la respuesta queda en el aire, sin proponer una respuesta correcta salvo una hipótesis hacia el final de la cinta.

Si un ordenador con forma humana posee un algoritmo que le permite procesar un volumen enorme de estímulos y dotarlos de respuestas, podría razonar e incluso sentir igual que las personas, y nunca podríamos adivinar que ese individuo en cuestión no es humano.

Trascendence (2014) - Wally Pfister - Johnny Depp - Rebecca Hall - Morgan Freeman - Cillian Murphy - Germán Esteban Espinosa

Es una película compleja con múltiples niveles de lectura, entre los que destaca la crítica completa a los grupos violentos antisistema, que mediante sus actos lo único que consiguen es precisamente catalizar aquello contra lo que supuestamente luchan. También es muy interesante que esta vez la distopía cibernética no venga de la mano de la construcción de grandes robots de guerra, sino mediante la transformación de la mente humana en señales eléctricas y el hiperdesarrollo de la nanotecnología, hasta el punto de dar auténtico miedo.

Johnny Depp realiza un papel difícil, aunque su actuación se limite, la mayoría de la película, a la expresión facial y vocal. Se plantea en todo momento que la principal diferencia entre la máquina y el hombre es la libertad. Se ofrece que la evolución al mundo perfecto pasa por la cesión de la libertad individual a una inteligencia superior, a un Dios opuesto al del cristiano, que supuestamente dotó a la humanidad del libre albedrío. Nos ofrece una alternativa a nuestro mundo de libertad y dolor: un mundo de esclavitud inconsciente y felicidad. Muchos escogeríamos sin duda el dolor a cambio de gozar de la libertad; ¿Pero acaso no existirían otros tantos que elegirían ceder las riendas de su vida a otra persona, a cambio de no sufrir males físicos ni psicológicos.

La música y la fotografía son claves en la ambientación de Trascendence, y ayudan a conseguir todo el drama y la intensidad emocional que la cinta requiere, oponiendo los tonos oscuros de la casa humana, con todos sus dramas, a la claridad aséptica del laboratorio solar de la nanotecnología, que por cierto aporta el mejor fotograma del filme: un pasillo eterno que se extiende hacia el infinito, blanco y con cristales tintados a la izquierda.

Trascendence (2014) - Wally Pfister - Rebecca Hall - Clifton Collins Jr - Germán Esteban Espinosa

Cuando la acción irrumpe e interrumpe la reflexión, vemos el auténtico poder de los nanorobots, capaces no solo de controlarlo todo, sino de crear incluso vida de la nada. Si bien ofrece un ritmo lento nada propio de la ciencia ficción a la que estamos acostumbrados, consigue mantener en todo momento un flujo de emociones muy humanas que atrapan al espectador. Desde luego, no es un producto de los de comer palomitas y divertirse, sino más bien de poner en una clase de filosofía, o para pasar un rato con la atención y los sentidos ocupados en descifrar y connotar el discurso fílmico que se presenta ante nosotros.

Está siendo vapuleada por la crítica, sin embargo, es uno de los productos más originales que se han filmado en los últimos años, aunque como bien hemos dicho, tienda más a la filosofía que al entretenimiento.

[toggle title=”Dato cinéfilo“]El director, Wally Pfister, da el salto a la dirección teniendo en la producción ejecutiva a Cristopher Nolan, persona para la que trabajó en la trilogía de Batman y en Memento como director de fotografía. Se nota mucho que el director ha trabajado toda su vida como director de fotografía, porque la iluminación de la película es casi perfecta.[/toggle]

Continúa el camino...
assassins creed
Assassin’s Creed: tan mala que parece una parodia del videojuego
Superman Tierra Uno Vol 2. Brillos y efectos espectaculares
Superman Tierra uno Vol 1: La actualización del mito
Ahora me ves 2
Ahora me ves 2: Magia y diversión aseguradas de nuevo

Deja un comentario

Este sitio emplea cookies propias y de terceros para mejorar su calidad. Si continúa navegando o utiliza el scroll de navegación vertical, aceptará implícitamente el uso de Cookies. Puede consultar más datos en nuestra Política de Cookies

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar