Home > Cine > El excelente resurgir de Isabel Coixet

El excelente resurgir de Isabel Coixet

[tabs titles=”Ficha técnica”][tab]
Mi otro yo (2013) - Isabel Coixet - Clara Reynés

Título: Mi otro yo

Directora: Isabel Coixet

Guión: Isabel Coixet

Producción: Katherina Armfelt

Dirección de fotografía: Jean Cluade Larrieu

Música: Michael Price

Reparto:  Sophie Turner (Fay), Jonathan Rhys Meyers (John) , Gregg Sulkin (Drew), Claire Forlani (Ann)

Duración: 86 minutos

País: Reino Unido y España

Año: 2013

Distribuye: Twentieth Century Fox

[/tab][/tabs]

Clara Reynés


Acostumbrados a la filmografía de Isabel Coixet, nos quedamos cuanto menos sorprendidos al visionar su último filme: una cinta de género, a caballo entre el thriller psicológico y el terror paranormal.

Fay (Sophie Turner), es una chica adolescente de clase media inglesa. Acude a clases de teatro en el instituto, e interpreta a Lady Macbeth. Mientras sufre por la enfermedad de su padre (diagnosticado de esclerosis múltiple), su vida y su realidad propias se ven trastocadas al aparecer una doble. Alguien que, de lejos, es aparentemente igual a Fay: que juega con su sensibilidad, y con torturarla persiguiéndola. El personaje acaba metiéndose de lleno en una espiral de locura, incertidumbre, paranoia: las superficies reflectantes, los espejos, contribuyen a distorsionar su identidad.

Lo bueno de la película es que, además de ser una buena cinta de género, cuenta con dos aditivos que han hecho que la producción vaya más allá del grito espeluznante, o de la empatización del espectador con la sensación de paranoia.

Mi otro yo (2013) - Isabel Coixet - Sophie Turner - fotograma espejo - Clara Reynés

La interpretación que hace Sophie Turner de su personaje, Fay, es sencillamente magnífica. Se muestra dura, aparentemente impenetrable, desafiante. La actriz, que hizo el casting con sólo dieciséis años, demuestra en este metraje todo su talento; no ya su potencial, como el que adivinamos en su papel de Sansa en Juego de Tronos, sino verdadero talento. Su personaje adquiere una profundidad inmensa; consigue transmitir por completo la ruptura de una identidad, todo un reto como conflicto; no ya la pérdida de la identidad, sino el sentir que el propio ser le está siendo arrebatado: que, de manera vertiginosa, todos los aspectos de su vida se están viendo corrompidos, diezmados lenta e irremisiblemente, mientras ella lucha con ahínco por salvar su vida.

El otro factor que hace que este filme supere las barreras del género no es otro que la propia Isabel Coixet; se la ha criticado mucho, y ha demostrado con este largometraje que es capaz de ver el mundo y transmitirlo a través del alma. Quizá esta frase suene pomposa y enrevesada, pero el filme alcanza cotas de profundidad que, aun estando en el guión de base, podrían haberse perdido por el camino y quedar anuladas por una dirección y realización correctas, que no hubieran sabido hacer crecer el conflicto en torno al cual gira la película: la pérdida de la identidad.

Mi otro yo (2013) - Isabel Coixet - Sophie Turner - Clara Reynés

La sensación final es que, si bien es una cinta de terror psicológico, la trama pasa a ser anecdótica, en el mismo momento en el que consigue acariciar uno de los conflictos dramáticos existenciales más representados y expuestos en las grandes obras. Si nos lo planteamos desde una perspectiva histórica, Edipo Rey de Sófocles es, a todas luces, un thriller. Obviamente, hoy en día sería difícil encontrar a alguien que no conociera el drama de Edipo, pero si así fuera, tanto su estructura como su temática entran dentro del género. Y al igual que Edipo, Fay tiene que redescubrir quien es, reensamblar su personalidad, intentar reciclar las etiquetas identificativas con las que estaba formado el prisma que componía su identidad.

Así, el conflicto de Fay es similar al de personajes (algunos de ellos arquetipos de mitos) como Edipo, el Rey Lear o Norma Desmond; y es realmente fascinante y delicioso ver cómo esta joven actriz consigue hacerse cargo de todo ello y además de una breve encarnación de Macbeth, y resolverlo de una manera brillante, a manos de una directora que ha conseguido hacer brillar hasta los contraluces de un guión que, de base, era bueno.

[toggle title=”Dato cinéfilo“]Coixet ha declarado que, cuando le hizo el casting a Sophie Turner, esta hizo una prueba que “prácticamente nos hizo llorar a todos”.[/toggle]

Continúa el camino...
Entrevista a Francesca Archibugi
Una de sustos
Lazos de sangre, un buen remake
“Cautivos”, una piedra sin pulir

Deja un comentario

Este sitio emplea cookies propias y de terceros para mejorar su calidad. Si continúa navegando o utiliza el scroll de navegación vertical, aceptará implícitamente el uso de Cookies. Puede consultar más datos en nuestra Política de Cookies

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar