Home > Arte > El impresionismo americano

El impresionismo americano

Andrea Reyes de Prado
@AudreyRdP


Si quiere saber lo que persigue un impresionista, salga al campo y dirija su mirada a un paisaje con el sol de frente y modifique el ángulo del ala del sombrero para comprobar la diferencia de tonos que hay en los objetos oscuros según la cantidad de luz que deja entrar en sus ojos”. John Singer Sargent, 1911

¿Quién no conoce algún cuadro impresionista? ¿Quién no sabe detectar, tras un simple vistazo, ese estilo suave, ligeramente difuminado y de fuerte acento francés?

Dennis Miller Bunker pintando en Calcot · Sargent · 1888 · Óleo sobre lienzoPero ¿le suena a alguien el apellido Morisot, o Sargent, de la misma forma que le suena el de Monet? Y, sin embargo, todos ellos sienten debilidad por la misma naturaleza, por la misma pincelada y por los mismos ideales artísticos. El Museo Thyssen-Bornemisza nos descubre uno de los más curiosos y apasionantes secretos del mundo de la pintura: no sólo de franceses vive el impresionismo.

Las obras que se exponían en París, Boston y Nueva York, en las décadas de 1880 y 1890, fueron la inspiración para muchos jóvenes artistas que decidieron unirse a ese peculiar y dulce tren de las impresiones, entre los que Mary Cassatt y John S. Sargent destacaron como los precursores. Tras presentarse en el Musée des Impressionnismes de Giverny y las National Galleries of Scotland de Edimburgo, llega a Madrid una exposición tan interesante como original, a través de la cual podemos conocer nuevos nombres que participaron en la creación de uno de los estilos pictóricos más internacionales, y ver cómo aportaron su sello personal, su aire americano, a sus escenas y vistas impresionistas.

Eleanor · Frank Weston Benson · 1901 · Óleo sobre lienzoFrancia y Norteamérica son los contextos donde se enmarcan dichas escenas y vistas, en torno a los siguientes bloques: Cassatt, Sargent y los impresionistas, Americanos en Giverny, Escenas urbanas. Nueva York, Boston y Chicago, Impresionismo whistleriano y Escenas y paisajes americanos. Entre las salas se cuelan algunas obras de Degas o Manet, como es el caso de la famosa Amazona de frente de este último, que permiten comparar los diferentes estilos y hacer más completa la visita. Verdes, azules, mares, cielos y ciudades se mezclan con rostros apacibles y algún que otro retrato en una de las exposiciones que decorarán el Madrid navideño de este año.

[tabs titles=”Información de interés”][tab]

Lugar: Museo Thyssen Bornemisza, Paseo del Prado, 8. Madrid

Fecha: del 4 de noviembre de 2014 al 1 de febrero de 2015

Tarifas: 9€ (mayores de 65 años, pensionistas y estudiantes: 6,50€)

Sitio web

[/tab][/tabs]

Continúa el camino...
«Dibujaron lo inevitable», Sostiene Pereira
«Peer Gynt»: la grandeza de la alienación
Michael Hamburger. Materia de espejo para las palabras
El «Vatel» neoclásico de Roland Joffé

Deja un comentario

Este sitio emplea cookies propias y de terceros para mejorar su calidad. Si continúa navegando o utiliza el scroll de navegación vertical, aceptará implícitamente el uso de Cookies. Puede consultar más datos en nuestra Política de Cookies

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar